.

.

viernes, 23 de noviembre de 2012

SUBASTAN OTRA FOTO DEL ICEBERG QUE HABRÍA CHOCADO EL TITANIC

Fue tomada dos días antes del hundimiento y coincide con la descripción de los testigos. En abril, se dio a conocer otra, sacada desde un buque de rescate.




Una nueva y clara imagen del que sería el iceberg que hundió el Titanic y que causó la muerte de 1.512 personas se dio a conocer y se subastará por Internet, según informó el sitio encargado RR Auction de New Hampshire, en Estados Unidos.

Según informa la casa subastas y recoge el diario Huffingtonpost, la imagen fue tomada por el capitán del SS Etonian, el 12 de Abril de 1912, justo dos días antes de que se hunda el Titanic.

La foto muestra un iceberg enorme de forma muy particular y tiene una nota escrita por el capitán, que detalla la latitud y la longitud de donde se sacó, cercana a donde ocurrió el histórico accidente.

Además, la imagen coincide con relatos de la época de cómo era el bloque de hielo. La subasta “Titanic II” se abrirá el 13 de diciembre y culminará el 16 de ese mes.

Según el diario extranjero, un experto de la casa de subastas declaró que tuvo la oportunidad de ver varios informes y supuestas fotos sobre el iceberg más famoso, pero que esta en su opinión “es del iceberg que hundió al Titanic”.

En abril pasado, días antes de que se cumplan cien años de la tragedia, la misma casa de subastas dio a conocer una foto original del iceberg gigantesco, tomada horas después del naufragio por una pasajera que viajaba en el RMS Carpathia, un buque que rescató a 705 sobrevivientes.

En esa instantánea se observa la silueta de un objeto blanco, pero desde una distancia lejana. Hasta el momento, que se conozca no hay ninguna fotografía del iceberg sacada por sobrevivientes desde la cubierta del Titanic.


sábado, 10 de noviembre de 2012

La verdadera causa del hundimiento del Titanic

Estudios en investigaciones, afirman que el Titanic se hundió a causa de un error del capitán, ya que éste sufría de mal de Alzheimer, aunque no lo sabía.



Edward J. Smith  no le habían diagnosticado la enfermedad, según la investigación deThomas P. Lowry quien estudió a los sobrevivientes de catástrofes marinas causadas por errores humanos, en pos de saber qué ocurrió con el gran barco.

Smith, el capitán del Titanic, era uno de los más prestigiosos de la época es por eso que siempre resultó sospechoso que haya aprobado la ruta que trasladó al barco a un lugar donde ya habían ocurrido casi doscientas colisiones, a máxima velocidad, en temporada de icebergs.

miércoles, 24 de octubre de 2012

Hazaña titánica

Jason King, de Inglaterra, se pasó 2 años y medio construyendo una réplica exacta, a una escala de 1:100, del famoso buque Titanic. El hombre, de 40 años usó toda clase de elementos de descarte, desde mecanismos de relojería hasta videograbadoras y se las rebuscó para terminar su obra maestra un 15 de abril de este año, exactamente 100 años después de que el verdadero Titanic se hundiera.



Ya se habían construido otras réplicas del Titanic, pero Jason King quiso que la suya fuera perfecta, preocupándose por todos los detalles. Para construirla, King compró 150 libros sobre el Titanic y observó detenidamente cada foto del buque que encontró. El hombre sabía que la mayoría de la gente nunca iba a darse cuenta de los mínimos detalles, pero él quiso asegurarse que nadie pudiera encontrar algún error. De manera que cada cosa que había en el barco fue recreada en un arduo proceso que le llevó dos años y medio.








martes, 8 de mayo de 2012

El hundimiento del Titanic al detalle



Titanic se pone en marcha


El 10 de abril de 1912 el Titanic iniciaba su viaje inaugural y partía desde Southampton (Inglaterra) rumbo a Nueva York. El buque zarpó con casi una hora de retraso ya que al salir estuvo a punto de chocar con otro barco que estaba amarrado en el puerto.



La ruta


El mapa muestra la ruta seguida en el viaje inaugural del Titanic. La xmarca el lugar donde se produjo el desastre. A pesar de alterar el rumbo para pasar más al sur del área de los grandes icebergs, el capitán no pudo evitar la colisión.



Lujo y elegancia a bordo


Las zonas del barco reservadas para la primera clase estaban equipadas con todo tipo de comodidades: piscina, gimnasio, cancha de squash, baño turco,… todo ello decorado al estilo clásico.



Cubierta de paseo


La cubierta B del barco alojaba pasajeros de primera clase y en ella se situaba el Café Parisien, cuyas ventanas se podían subir si el tiempo lo permitía para cenar al aire libre. El café fue muy popular entre la gente joven que viajaba a bordo del Titanic.



En el fondo del océano


La proa del Titanic reposa en el fondo del Atlántico Norte, a unos 400 kilómetros al sureste de Terranova.



La última superviviente


Milvina Dean (1912-2009) fue la última superviviente del hundimiento. Además, era la pasajera más joven, ya que tan solo tenía dos meses cuando el Titanic zarpó. Su padre falleció en el accidente y, tras el desastre, ella y su familia regresaron a Inglaterra.



El hundimiento


A pesar de cumplir con la legislación de la época, el buque solo llevaba botes salvavidas para aproximadamente la mitad de los viajeros. Elhundimiento se saldó con unas 1500 muertes.



El rescate


El Carpathia era un trasatlántico que había zarpado desde Nueva York. Al recibir la noticia del desastre, el capitán Arthur Rostron mandó desviar el rumbo para acudir a asistir a los supervivientes. El Carpathia logró rescatar a 704 pasajeros y subió a bordo los botes del extinto buque. De las 2.222 personas que viajaban a bordo, tan solo se salvó el 32 por ciento de los pasajeros, pero de haberse llenado los botes se habrían salvado 1.778 viajeros.



Objetos recuperados


Este reloj de bolsillo, perteneciente a uno de los pasajeros, se paró a la 1.50, una hora y media después de que el Titanic comenzara a hundirse.


¿Podría ocurrir otra vez el desastre del Titanic?

Un experto en navegación del Instituto Marítimo de la Universidad Southhampton (Reino Unido) ha llegado a la conclusión de que las lecciones aprendidas a raíz del hundimiento del Titanic hacen que resultecasi imposible que la tragedia se repita




Según Ajit Shenoy, los principales errores cometidos hace ahora un siglo tuvieron que ver con la falta de entrenamiento y formación de la tripulación, así como con la falta de comunicación y la mala gestión a bordo del trasatlántico, donde no existía una distribución clara de responsabilidades y toma de decisiones. 

Por otra parte, en relación con los avances en la tecnología, Shenov hace hincapié en la enorme disponibilidad de chalecos y botes salvavidas en un barco de pasajeros moderno (gracias a cambios en la legislación), así como en las mejoras en el material de construcción y el diseño de los compartimentos estancos en los grandes barcos. En definitiva, si ocurre un accidente como el delTitanic, la probabilidad de que se convierta en tragedia y se cobre vidas humanas es muy baja, sostiene Shenoi.

El Titanic zarpó, precisamente de los muelles de Southampton, el 10 de abril de 1912, con 2.227 pasajeros a bordo.

lunes, 7 de mayo de 2012

¿Quién se ocupa de proteger los restos del Titanic?

El Titanic naufragó en la noche del 14 de abril de 1912 en el Atlántico Norte al chocar contra un iceberg, hundiéndose a casi 4.000 metros de profundidad. Al cumplirse cien años de esa fecha, el pecio ha pasado a estar protegido por la Convención de la UNESCO para la protección del patrimonio cultural subacuático.




Los restos del Titanic yacen frente a las costas de Terranova. Al hallarse en aguas internacionales, ningún Estado puede reivindicar la jurisdicción exclusiva del sitio. Lo malo es que, hasta ahora, elTitanic no podía beneficiarse de la protección de la Convención, adoptada por la UNESCO en 2001, ya que solo se aplica a los vestigios sumergidos desde hace al menos un siglo. A partir de 2012, sin embargo, los Estados Partes en la Convención podrán prohibir la destrucción, el pillajes, la venta y la dispersión de objetos hallados en el Titanic. Podrán también tomar todas las medidas a su alcance para proteger el pecio y hacer que los restos humanos hallados en su seno reciban un trato digno. También pueden decomisar los objetos sacados ilegalmente del agua y cerrar sus puertos a cualquier navío que lleve a cabo actividades de exploración no conformes con los principios de la Convención.

La Directora General de la UNESCO expresó su satisfacción por el hecho de que el Titanic esté ahora protegido por la Convención y manifestó también su inquietud frente a la destrucción y el pillaje que sufren numerosos pecios antiguos,. “Hemos de proteger los tesoros sumergidos del mismo modo que no toleramos el pillaje del patrimonio cultural terrestre”, declaró la Directora General, que exhortó a los submarinistas a no depositar detritus ni placas conmemorativas en el pecio.

La Convención para la protección del patrimonio subacuático, adoptada en 2011 por la Conferencia General de la UNESCO, tiene como objetivo proteger los pecios, los sitios arqueológicos, las grutas ornamentadas y otros vestigios culturales que yacen bajo las aguas. Hasta ahora, 41 Estados han ratificado la Convención. 

¿Cuál es la bacteria del Titanic?

En un estudio publicado hace un par de años en la revista International Journal of Systematic and Evolutionary Microbiology, investigadores canadienses y españoles desvelaban que había identificado en los restos del RMS Titanic, hundidos a 3.800 metros bajo la superficie del océano, una nueva bacteria a la que bautizaron como Halomonas titanicae, en honor al trasatlántico. Según han podido averiguar los científicos, el microbio del Titanic está contribuyendo a su deterioro dado que parece ser responsable de los “rusticles” que luce el barco, que no son otra cosa queformaciones con aspecto de estalactitas pero que están creadas por la corrosión de metales.




Los investigadores creen que Halomonas titanicaejuega un papel importante en el reciclado de estructuras de hierro a ciertas profundidades, y que podría ser útil para el desmantelamiento de viejos navíos y plataformas petrolíferas que han sido limpiados de toxinas y hundidos en el océano.

Una expedición creará un mapa en tres dimensiones de los restos del Titanic

Un equipo de arqueólogos, oceanógrafos y científicos partió ayer de la localidad canadiense de Saint-Jean de Terranova a bordo del buque científico Jean Charcot con destino al lugar donde yace el Titanic, el célebre transatlántico hundido en 1912 en el Atlántico Norte tras chocar con un iceberg, para realizar un mapa en tres dimensiones de sus restos.





La expedición, en la que participan investigadores de la sociedad RMS Titanic, así como de los institutos Woods Hole Oceanographic Institution y Waitt Institute, llevará a cabo una misión de 20 días en la que utilizará un submarino robotizado con cámaras de video para inspeccionar los restos delTitanic. Otro vehículo submarino equipado con un poderoso y sofisticado sonar que permitirá cartografiar el lugar del naufragio y realizar una reconstrucción virtual del pecio en tres dimensiones.
Los científicos también señalaron que darán los primeros pasos para "crear un plan del yacimiento", algo que nunca ha sido realizado a la profundidad en la que yace el Titanic. "El objetivo es establecer un modelo para la gestión de pecios a elevada profundidad y contribuir a la preservación de otros recursos culturales situados en el fondo del océano", dijeron los integrantes de la expedición, que han puesto toda la información sobre la misión a disposición del público en la web ExpeditionTitanic.com. Además, los interesados podrán seguir día a día los avances de la expedición a través de Facebook yTwitter.
RMS Titanic ha realizado hasta el momento cuatro expediciones de investigación y rescate de artefactos del transatlántico que fue el escenario de la muerte de más de 1.500 personas y originó un mito que se ha mantenido vivo durante casi un siglo. Tras años de búsqueda, los restos del Titanic fueron descubiertos en 1985 a 3.820 metros de profundidad.

¿La Luna fue responsable del hundimiento del Titanic?

El hundimiento del Titanic hace 100 años es quizás el desastre más famoso y más estudiado del siglo XX. Innumerables libros y películas han examinado con gran detalle las acciones, decisiones y errores que provocaron la colisión del transatlántico contra un iceberg en la noche del 14 de abril de 1912 y su hundimiento en el transcurso de unas horas, con aproximadamente 1500 personas que perdieron la vida en las heladas aguas del Atlántico norte.




Ahora, un equipo de astrónomos de la Universidad Estatal de Texas (EE UU) ha utilizado técnicas detectivescas celestes para examinar cómo un raro suceso lunar pudo contribuir al desastre. Donald Olson y Russell Doescher, junto con el editor de la revista Sky&Telescope Roger Sinnott, darán a conocer sus hallazgos en el número de abril de esta publicación. Inspirados por el trabajo del oceanógrafo Fergus J. Wood, que sugirió que la cercanía de la Luna el 4 de enero de 1912 pudo causar mareas demasiado altas, los científicos han explorado cómo de pronunciado fue su efecto. Así han descubierto que en esa fecha tuvo lugar un acontecimiento único:la Luna y el Sol se alinearon de tal modo que los "tirones" gravitatorios de uno y otro se reforzaban mutuamente, un efecto denominado "marea de primavera". El perigeo de la Luna -su acercamiento máximo a la Tierra- fue el más cercano en 1400 años, y se produjo a menos de 6 minutos de una Luna llena. A esto hay que sumarle que el perihelio de la Tierra -máximo acercamiento al Sol- había sucedido el día anterior. En términos astronómicos, las probabilidades de que todas estas variables coincidieran son bastante remotas.

Según el grupo de investigadores, para que los icebergs que se desprendieron ese año en Groenlandia -que podrían haber sido bastante más numerosos por el citado fenómeno del 4 de enero- alcanzaran la zona por la que navegaba el Titanic en la fecha se produjo el choque, tenían que habersedesplazado más rápido de lo habitual. Normalmente, los icebergs se quedan atascados en las aguas poco profundas de las costas de Labrador y Newfoundland, y no pueden seguir viaje hacia el sur hasta que se han derretido lo suficiente para reflotar, o bien una marea bastante alta les libera. Pero la marea inusualmente elevada de enero de 1912 habría liberado muchos de estos icebergs, que se desplazarían hacia el sur movidos por las corrientes oceánicas, encontrándose en primavera de bruces con el transatlántico.

martes, 10 de abril de 2012

Se conmemoró hoy en Southampton los 100 años de la salida del Titanic

Con coronas de flores, un minuto de silencio y un convoy de barcos, la localidad portuaria británica de Southampton conmemoró hoy el centenario de la salida del "Titanic" hacia su trágico destino.





Puntualmente, al mediodía, una grabación de la sirena del "Titanic" recordó el momento exacto en que el lujoso crucero zarpó rumbo a Nueva York el 10 de abril de 1912.
En el puerto se habían reunido, entre otros, unos 650 familiares de las víctimas del naufragio, que tuvo lugar en la madrugada del 15 de abril.
La historia de Southampton está estrechamente ligada al "Titanic". De las alrededor de 1.500 personas que fallecieron en el naufragio, unas 550 vivían en esta ciudad portuaria del sur de Inglaterra, la mayoría de las cuales formaban parte de la tripulación.
"Estas conmemoraciones son una buena manera de acercar a los niños de la ciudad el trágico papel de Southampton en esta catástrofe", dijo el consejero del gobierno local John Hannides, citado por la agencia de noticias DPA.
Además de en Southampton, Belfast (donde fue construido el barco) y otras ciudades conmemorarán el centenario del "Titanic" recordando a las víctimas, pero también las cualidades técnicas del transatlántico.
Entre los actos previstos destaca un crucero conmemorativo que llegará en la noche del 14 al 15 de abril al mismo lugar donde el "Titanic" se hundió hace un siglo.
El "Titanic", en aquel entonces el barco más grande del mundo, chocó contra un iceberg y se hundió en la madrugada del 15 de abril de 1912.

El barco que emula el recorrido del Titanic fue sorprendido por una tempestad

El Crucero MS Balmoral, que transitará la misma ruta que había trazado el legendario Titanic con el fin de realizar una misa en el lugar del naufragio, fue sorprendido por fuertes vientos huracanados y las duras condiciones del mar que alteraron la primera parada que iba a realizar el buque, que zarpó el domingo de Southampton.







En conmemoración del centenario de la tragedia, el Balmoral partió del mismo puerto inglés y con el mismo número de 1.309 pasajeros que el RMS Titanic, el cual dejó el Reino Unido un 10 de abril en ruta hacia Nueva York.

Entre el pasaje del buque, en el que hay turistas de 28 países, se cuentan parientes de víctimas y de supervivientes del naufragio, así como expertos en su historia e incluso un grupo belga de música que tocará los mismos temas que amenizaron las veladas en el fatídico viaje de principios del siglo XX.

Asimismo, los menúes que se servirán a bordo del Balmoral, operado por la empresa Fred Olsen, estarán inspirados en las mismas comidas que se sirvieron en el buque de la línea White Star.

El Titanic, que fue creado con la creencia de ser insumergible, se hundió en las heladas aguas del Atlántico, en Terranova, el 15 de abril de 1912, tras chocar contra un iceberg. Unas 700 personas fueron rescatadas pero no hubo suficientes botes salvavidas para el resto.

La historia de los argentinos del Titanic

Un día como hoy, hace 100 años, el barco más famoso y majestuoso que se recuerde, el «RSM TITANIC» zarpaba del puerto de Southampton rumbo a la historia. Exactamente a las 12.15 del mediodía del 10 de abril de 1912, el titánico buque partía hacia Nueva York, con 2.227 personas a bordo, iniciándose así unas de las travesías más trágicas de la historia naval, y la historia más fascinante de los últimos tiempos.





Entre los pasajeros figuran varios latinoamericanos, cuatro de ellos de origen español, que murieron haciendo gala de su caballerosidad y valentía. Entre varios mexicanos y uruguayos hubo una mujer argentina, Violeta Jessop, quien logró sobrevivir no solamente al naufragio del famoso barco. Extraordinariamente, se salvó de otros dos naufragios durante toda su vida.
Nacida en Buenos Aires (en 1887) Violeta fue la mayor de los nueve hijos de un matrimonio de inmigrantes irlandeses. Al morir su padre, siendo ella una niña, regresó a Gran Bretaña y su madre mantuvo a la familia trabajando como camarera en distintas compañías navieras. En 1910 la "White Star Line" contrató a Violeta como parte de la tripulación del barco «Olympic», entonces el más grande y lujoso del mundo, que el 20 de setiembre de 1911, cerca de la isla de Wight (Inglaterra), chocó con el crucero «HMS Hawke».
Sus familiares y amigos convencieron a Violeta de aceptar trabajar en la tripulación del flamante Titanic, que en su viaje inaugural colisionó con un iceberg y en menos de tres horas, naufragó. De 2.227 pasajeros se salvaron 705, entre ellos Violeta. Desde el bote salvavidas vio el hundimiento y soportó 8 horas de angustia y frío hasta ser rescatada por el «Carpathia».
“Me ordenaron que subiera a cubierta”, recordaría Violeta. “De manera calmada, los pasajeros caminaban. Me reuní con otras camareras mirando a las mujeres que abrazaban a sus esposos antes de ingresar a los botes con sus hijos. Un poco después, un oficial del Titanic ordenó que abordáramos el bote. A medida que el bote descendía, un oficial me dio un bebé para que lo cuide. Y me arrojó un bulto al regazo".
Violet protegió a la criatura con el calor de su cuerpo, pero una vez a bordo del «Carpathia», una mujer apareció de repente, le arrebató el bebé y se fue corriendo. "Yo tenía mucho frío y estaba demasiado aturdida para pensar en lo extraño que fue el que esa mujer no se detuviera para decirme 'gracias'”, recordó.
En 1914 fue reclutada como enfermera de la Cruz Roja en el buque «Britannic», que el 21 de noviembre de 1916 se hundió en el Mar Egeo. “De repente oímos un ruido ensordecedor. Todo el salón se levantó de sus asientos. Me trajo recuerdos no tan distantes de la noche aciaga del Titanic”, recordó Violeta. En 55 minutos el barco desapareció. Violeta saltó al mar y se fracturó el cráneo con la quilla del barco pero alguien la tomó de un brazo y la subió a un bote salvavidas.
Durante todas sus aventuras marinas, recibió tres propuestas de viajeros para casarse, uno de ellos un importante magnate de primera clase. Pero ella no aceptó. En 1917 se casó con un marino y se divorció un año después. Sola nuevamente, trabajó en el mar hasta 1929 y en 1950 se retiró a vivir a la campiña inglesa, donde disfrutó de una vida sencilla, criando animales y cuidando un pequeño jardín.
Siendo anciana, recibió la llamada de una misteriosa mujer que se identificó como el bebé al que había ayudado a sobrevivir del hundimiento del Titanic. La supuesta superviviente prefirió preservar su identidad, pero quiso darle las gracias por haberle salvado la vida. Violet nunca supo quién hizo la llamada. Murió a los 84 años, y su cuerpo fue arrojado al mar, que llevaba años reclamándola.
Héroe desconocido. El otro argentino que viajó en el Titanic se llamóEdgardo Andrew, oriundo de Río Cuarto, e hijo de ingleses, quien a los 17 años se fue a estudiar a Inglaterra. En 1912 tuvo que abandonar a su novia, Josey, para establecerse en los Estados Unidos: “Sepa, Josey que me embarco en el vapor más grande del mundo”, es escribió, “pero no me encuentro nada orgulloso, pues en estos momentos desearía que el Titanic estuviera sumergido en el fondo del océano”.
Cuando el barco chocó con el iceberg, logró ponerse un chaleco salvavidas y acomodarse en uno de los botes, pero, viendo a una muchacha desesperada, se lo cedió para después arrojarse al mar. Fue uno de los 1.522 fallecidos en las heladas aguas del Atlántico.
(*) Especial para Perfil.com

.

.

.

.